Remedios caseros para tratar las rajaduras en los pies

La búsqueda de remedios para las grietas en los pies es una realidad en la vida. Esto se trata de un problema que genera mucha incomodidad, incluso en la parte estética, además del dolor que eventualmente puede causar.

La buena noticia es que hay opciones interesantes para cualquiera que quiera estar libre de este tipo de problema. Si usted está sufriendo de esto y quiere terminar de una vez por todas con la molestia, así que conozca el siguiente algunos remedios para las grietas en los pies para dejarlos sanos y hermosos.

Causas de grietas en los pies

Antes de nada es importante entender los motivos que conducen a la aparición de las grietas en los pies. Y la verdad es que, en la práctica, hay innumerables factores que pueden contribuir a esto.

La lista incluye, por ejemplo, la falta de hidratación en la región, el uso de zapatos inadecuados o que aprietan, una reacción a los hongos en los pies o incluso el solo hecho de tener sobrepeso.

Cuidado para mantener los pies sanos

Ahora, un detalle importante es que, además de aplicar remedios para grietas en los pies, es importante también cuidar de esta región, haciendo exfoliación semanal y aplicación de humectante.

Si usted tiene la intención de cuidar de la salud de los pies, por lo que hacer un lavado en la región con agua caliente y jabón con el fin de suavizar la piel muerta.

Después de lavar a fondo, realizar una ligera exfoliación, luego aplicar el humectante a los pies y colocar un calcetín para no manchar la ropa de cama.

Además, también puede recurrir a uno de los 10 remedios para las grietas en los pies que presentamos a continuación. Vayamos a ellos.

 

1. Lávese los pies con lavanda y bicarbonato

Para que la piel de los talones sea más suave, lávese los pies con agua caliente, coloque el agua caliente en un recipiente con cuatro gotas de aceite esencial de lavanda y tres cucharadas de bicarbonato.

Deja que tus pies se empapen en esta mezcla de quince a veinte minutos. Otra opción es hacer que el baño de pies con el té de lavanda con la hierba fresca en lugar del aceite.

No olvide realizar una exfoliación leve después del lavado, puede usar harina de maíz o sal para esta exfoliación.

2. piedra pómez

La piedra pómez se debe utilizar sólo después del baño de pies, ya que sirve para dejar la piel suave. La piedra pómez ha sido una excelente herramienta con respecto a la eliminación de las células muertas y ablandando la piel de los pies.

Para ello, simplemente frote en los pies realizando movimientos circulares suavemente. Después de la exfoliación con piedra pómez no se olvide de aplicar una hidrante a los pies.

3. exfoliantes caseros

Para realizar una exfoliación casera en los pies se puede recurrir a la sal, harina de maíz o azúcar mezclada con crema hidratante o aceite esencial, creando así una mezcla cremosa.

De esta manera, después de lavar los pies con agua caliente, aplique la mezcla realizando movimientos circulares suavemente. Así que eliminará las células muertas que se acumulan en la región. Poco después, simplemente enjuague y aplique el humectante.

4. tratamiento del aceite de sésamo

El aceite de sésamo se indica para el tratamiento de la piel seca, porque tiene el factor antienvejecedor, y se puede utilizar en la cara y en el cuerpo. De esta manera también se puede utilizar como uno de los remedios para las grietas en los pies.

Para obtener este resultado el indicado es que antes de dormir hacer una mezcla de cinco gotas de aceite de menta con una cucharada de aceite de sésamo. Luego aplicar a los pies, poner un calcetín y dormir.

A la mañana siguiente verás que la piel de tus pies es más blanda. Si todavía es un poco áspero, hacer una exfoliación con piedra pómez.

5. exfoliación con bicarbonato sódico

Otra exfoliación se puede realizar con bicarbonato de sodio. Para ello, hacer una mezcla de dos cucharadas de agua tibia con dos cucharadas de bicarbonato de sodio.

Use la mezcla para limpiar los pies en movimientos circulares, luego enjuague y aplique una hidrante, o aceite de sésamo.

6. masaje con harina de arroz

Con esta exfoliación casera debe hacer una mezcla de dos cucharadas de aceite de oliva virgen extra y dos cucharadas de harina de arroz, además de aceite de almendras dulces.

Haz esta mezcla solo en el momento en que la uses y úsala para masajear tus pies. Puede ser con las manos o con una esponja.

7. compresa de manteca de karité

Para utilizar este tratamiento, lo indicado es hacer justo antes de acostarse, después de la exfoliación semanal o el uso de la piedra pómez.

Para obtener un buen resultado, simplemente aplique la grasa de karité a toda la extensión de los pies, dejando una capa generosa en los talones.

Luego se coloca unos calcetines de algodón con el fin de dejar los pies protegidos durante la noche. Al día siguiente Lávese los pies con agua tibia.

8. la miel

Para utilizar la miel como uno de los remedios para las grietas en los pies el indicado es envolverlos con miel y dejar reposar durante media hora. Luego lave con agua tibia. También puede realizar este procedimiento antes de lavar los pies con agua caliente.

9. aceituna y limón

Hacer una mezcla de dos cucharadas de jugo de limón con dos cucharadas de aceite de oliva. Añada a esta mezcla un poco de bicarbonato de sodio o incluso harina de arroz hasta obtener una mezcla cremosa.

Haz un masaje de pies y exfoliación, o usa una compresa para suavizar la piel endurecida.

Esta misturinha también se puede utilizar para suavizar los callos.