Leche de almendras: propiedades, beneficios y contraindicaciones

La leche de almendras es una bebida a base de este fruto seco. Es la leche vegetal mas conocida por ser rica en nutrientes saludables , por tener un alto porcentaje de fibra y por tener mas beneficios importantes para nuestra salud.

Lo que destaca de la leche de almendras por encima de otras es su sabor, su valor nutricional, su propiedades alimenticias y los beneficios que aporta a la salud. Además, es una bebida que podemos tenerla de forma casera.

Propiedades y beneficios

No contiene lactosa ni gluten

Lo más conocido de esta leche es que no tiene lactosa ni gluten. Esto la convierte en el alimento perfecto para las personas que tienen intolerancia. Además es ideal para aquellas personas que tienen problemas gastrointestinales o dificultades para llevar una digestión adecuada.

Es baja en calorías y en grasas. El escaso contenido graso que esta leche es de procedencia vegetal. Por ello, es una gran aliada en dietas de adelgazamiento (si el endocrino o nutricionista así lo considera).

Rebaja los niveles de colesterol MALO

Consumir leche de almendras mejora los niveles del colesterol bueno (HDL) y reduce los niveles de colesterol malo (LDL).

Fuente de potasio

Esto la hace a esta leche muy recomendable para tratar diarreas y los vómitos, principales causas de la pérdida de potasio en el organismo.

Contiene mucho calcio

Frente a otras, la de leche de almendra es una de las principales fuentes naturales de calcio, superando a la de vaca.

Alto contenido en vitaminas y minerales

Las vitaminas y minerales que contiene la hacen muy saludable. Entre otras es portadora de vitamina E (antioxidante natural), vitaminas del grupo B y minerales como magnesio, potasio, fósforo y zinc. La vitamina B2 en su caso es vital para fortaleces las uñas y el cabello.

Es rica en ácidos grasos esenciales

Estos ácidos grasos son necesarios para la mantener una buena salud del corazón y del sistema cardiovascular.

Cómo hacer leche de almendras

Es probable que si te estás iniciando en la elaboración de leches vegetales al principio creas que te salen mal, ya que no son “como las envasadas”. Aclaramos que la mayoría de las leches y bebidas vegetales envasadas tienen un montón de productos adicionales.

Ingredientes

  • 200 gramos de almendras crudas (ecológica)
  • 850 ml de agua (agua filtrada),

Ponemos en remojo durante toda la noche las almendras, mínimo 8 horas y en la nevera. Una vez remojadas y pasando las 8 horas se las pone en una licuadora.

Se la mezcla hasta que quede muy homogénea y luego se la cuela. La parte sólida no la tiramos, ya que nos puede servir para hacer diferentes recetas. La parte líquida la colocamos con un embudo en una botella de cristal con tapa. La guardamos en la nevera y está lista para degustar.

Nota

Esta es la variante de leche de almendras sin azúcar. Si queremos hacerla dulce, tan solo debemos añadirle la cantidad de endulzante, ya sea azúcar moreno o  estevia.

Contraindicaciones de la leche de almendras

Su alto contenido en azúcar presente en algunas marcas (envasadas) es uno de sus puntos débiles. Exceso de azúcar

La leche de almendras no contiene azúcar naturalmente, por ello lo fabricantes la añaden para que sea más dulce.

Los niños no pueden consumirla

Según estudios, los recién nacidos que toman leche de almendras desarrollan un enfermedad tiroidea autoinmune.

Puede perjudicar el funcionamiento de la tiroides

Las almendras contienen sustancias químicas naturales que pueden inhibir la absorción del yodo en nuestro cuerpo, lo cual puede dañar la tiroides.