Inyección anticonceptiva mensual: que es, cuales son sus ventajas y como usar

La inyección anticonceptiva mensual es una combinación de las hormonas estrógeno y progestágeno, que actúan inhibiendo la ovulación y espesando el moco cervical, evitando así que los espermatozoides lleguen al útero. Los medicamentos de este tipo generalmente se conocen con los nombres de ciclofemina, mesigina o perlutan.

Normalmente, la fertilidad con este método no tarda mucho en volver a la normalidad y la mujer puede planificar un embarazo para el mes siguiente cuando deje de usar el anticonceptivo.

Ventajas principales

La principal ventaja de los anticonceptivos inyectables mensuales es que no tienen un impacto importante en la fertilidad de la mujer, ya que es posible quedar embarazada solo un mes después del último uso.

Además de poder usarse a cualquier edad y de disminuir los cólicos menstruales, también reduce las posibilidades de cáncer de ovario y quistes, enfermedad pélvica inflamatoria y disminuye el dolor presente en los casos de endometriosis. Tampoco tiene un impacto importante en el torrente sanguíneo, como aumento de la presión arterial y factor de coagulación, ya que contiene estrógenos naturales y no sintéticos como en los anticonceptivos orales.

Cómo usar

La inyección anticonceptiva mensual debe ser aplicada por un profesional de la salud en la región glútea, 7 días después del uso de la última píldora anticonceptiva, o retirada de algún otro método anticonceptivo como el DIU, por ejemplo.

En los casos en los que no se utilizó ningún método anticonceptivo, la inyección debe administrarse hasta el quinto día del inicio de la menstruación y los siguientes 30 días después de la aplicación de la menstruación, con un retraso máximo de 3 días.

Para las mujeres que están en el posparto y desean comenzar a usar el anticonceptivo inyectable mensual, se recomienda que la inyección se realice después del quinto día de parto, si no amamanta. Para quienes practican la lactancia materna, la inyección se puede realizar después de la sexta semana.

Este método anticonceptivo también está disponible en la versión trimestral, con la única diferencia de que contiene solo la hormona progestina.

Qué hacer si olvidó ponerse la inyección

Si el retraso para renovar la inyección supera los 3 días, se recomienda utilizar otros métodos anticonceptivos como el condón, hasta la próxima fecha programada para la aplicación del anticonceptivo.

Posibles efectos secundarios

Los efectos secundarios de la inyección anticonceptiva mensual no están presentes en todas las mujeres, pero cuando ocurren tienden a ser aumento de peso, sangrado leve entre períodos, dolor de cabeza, amenorrea y mamas sensibles.

Cuando no se indica

La inyección anticonceptiva mensual no está indicada para mujeres con:

  • Menos de 6 semanas después del parto y lactancia;
  • Sospecha de embarazo o embarazo confirmado;
  • Antecedentes familiares de enfermedad tromboembólica;
  • Antecedentes familiares de accidente cerebrovascular;
  • Cáncer de mama en tratamiento o ya curado;
  • Hipertensión arterial mayor de 180/110;
  • Enfermedad cardiovascular actual;
  • Ataques de migraña recurrentes.

Así, si tienes alguna de estas condiciones, se recomienda buscar un ginecólogo para que se evalúe el caso y se indique el mejor método anticonceptivo.