Beneficios de las semillas de sandia para la salud y cómo usarlos

La sandía es una fruta que tiene numerosos beneficios para la salud, ya que ayuda a reducir la hinchazón, fortalecer los huesos y el sistema inmunológico, contribuye a la regulación de la presión arterial y ayuda en la pérdida de peso.

Además de la fruta, sus semillas también tienen diuréticos, antioxidantes, propiedades energéticas, entre otros, que también benefician a la salud.

Los beneficios de la semilla

Las semillas de sandía poseen compuestos con propiedades diuréticas, que estimulan el sistema renal, ayudando a eliminar el exceso de fluidos del cuerpo y reduciendo la retención de fluidos, hipertensión arterial y enfermedades asociadas con el sistema renal, como Infecciones del tracto urinario y presencia de cálculos renales.

Además, también contienen zinc y magnesio, que son minerales con acción antioxidante, que ayuda a neutralizar los radicales libres, y Omega 6, que presenta innumerables beneficios para la salud, como la prevención de enfermedades cardiovasculares.

Las semillas de sandía también son ricas en magnesio y calcio y por lo tanto contribuyen a la salud de los dientes y los huesos y ayudan a prevenir la osteoporosis y son ricas en hierro y ácido fólico, muy importante en la prevención de algunos tipos de anemia.

Cómo usar las semillas

Las semillas de sandía se pueden ingerir o utilizar para preparar té.

1. té de semilla de sandía

El te de semillas de sandía, se pueden utilizar para reducir la retención de líquidos y mejorar la presión arterial. Para preparar este té, es necesario:

Ingredientes

  • 2 cucharaditas de semillas de sandía secas;
  • Medio litro de agua.

Modo de preparado

Hervir el agua, añadir las semillas y dejar enfriar y luego colar.  El té debe consumirse fresco, en pequeñas cantidades, varias veces al día.

2. semillas tostadas

Las semillas también se pueden comer como aperitivo(snack) o añadirse a ensaladas, yogur o en sopa.. Para que tengan un mejor sabor, las semillas pueden ser tostadas. Para ello, basta con poner en el horno, en una bandeja, durante unos 15 minutos a 160 º C.